SISTEMA HOVERLINE

El Sistema de rehabilitación Hoverline, consiste en la reparación de las bajantes ya existentes mediante un equipo especial que proyecta el producto a modo de spray aplicando tres capas de 1mm cada una, siendo el resultado la fabricación de una nueva tubería totalmente adherida a la vieja y formando un cuerpo uniforme. El resultado es un nuevo tubular completamente adherido al viejo tubo, mejorando las características tanto de rozamiento de fluidos como la eliminación de porosidad por lo que evitamos que se depositen partículas que vayan reduciendo el diámetro del tubo con el paso del tiempo, quedando una estructura sin uniones y con una resistencia mayor que el PVC.

La principal ventaja de este sistema es evitar la apertura por las viviendas evitando así molestias innecesarias y los problemas posteriores que surgen por la falta de azulejo igual al que hay colocado y al parche resultante de la obra. Se ahorran tiempos de ejecución de obra, ya que con el Sistema Hoverline con solo desmontar el inodoro accedemos con la maquinaria necesaria para reparar las viejas bajantes.

Hoverline llega a España para revolucionar el mundo de la fontanería .Este Sistema ha sido desarrollado en exclusiva para la renovación de las tuberías que se instalan en España a diferencia de otros sistemas similares diseñados para la reparación de tuberías en otros países y de otros materiales. Nuestros técnicos han sido formados en el norte de Europa donde son pioneros en sistemas de reparación de tuberías sin zanja.

La experiencia acumulada de los más de 50 000 viviendas reformadas mediante el método de fundición por inyección, y los miles de kilómetros de tuberías rehabilitadas solo por nuestra empresa demuestran la durabilidad y la fiabilidad del Sistema de Reparación de tuberías Hoverline

serrato

DESCRIPCIÓN DE LOS TRABAJOS

La idea en la que se basa Hoverline es sencilla. Hay muchas ventajas, pero tal vez la principal sea la comodidad y la rapidez. Normalmente se necesita menos de un día para completar una vivienda, y los propietarios pueden permanecer en casa mientras realizamos el trabajo. Básicamente, se trata de crear una nueva tubería dentro de la vieja. Así es como todo funciona, paso a paso:

  1. Información

En primer lugar nos reunimos con el cliente para explicarle en que van a consistir los trabajos en su vivienda, coordinar y responder las dudas o preguntas que puedan surgir.

  1. Limpieza

Procedemos a cubrir las zonas por las que vamos a trabajar y posteriormente desmontamos el inodoro de la vivienda para iniciar los trabajos y limpiamos las tuberías con agua y una herramienta rotativa. A continuación, secamos los conductos con aire caliente. Los clientes pueden permanecer en la vivienda mientras dure el trabajo. Ni siquiera es necesario mover o tapar los muebles para evitar que se ensucien.

  1. Inspección

Se realiza una inspección minuciosa de todas las canalizaciones mediante una cámara. Todas las anomalías son registradas y los puntos críticos anotados. Si hay alguna zona de tubería excesivamente dañada, disponemos de nuestra propia técnica de reparación previa a la aplicación del método Hoverline.

  1. Creación de las nuevas tuberías

A hora es cuando empieza el trabajo propiamente dicho. Mediante una herramienta patentada, se proyecta el polímero que formará la nueva tubería. Se aplican varias capas, con un tiempo de secado de 10 minutos entre ellas. Al final, se habrá formado una nueva tubería de unos 3-5 mm de espesor, dentro de la antigua.

  1. Inspección/Documentación

Una vez terminado el trabajo, el resultado es una nueva tubería dentro de la vieja, con un relieve interno suave que impide la acumulación de material y obstrucciones en el futuro evitando a su vez el golpeo del agua en la arqueta. Controlamos la calidad del trabajo introduciendo una cámara de inspección a lo largo de los tubos. Las imágenes captadas por la cámara son grabadas para que quede constancia del estado en que estaban las tuberías y cómo quedan tras nuestra intervención. Una vez hecho esto, solamente falta colocar el inodoro de nuevo y dejar todo como estaba. Usted tendrá la sensación de que nadie ha estado trabajando allí.

  1. Finalización

Finalmente, se hace entrega de toda la documentación al cliente: la película que contiene las imágenes de los desagües, y un informe con comentarios del técnico sobre el progreso de las operaciones. Todo esto sirve como garantía y es muy útil si alguna vez en el futuro hay que realizar cualquier trabajo que afecte a las tuberías

Material:

Utilizamos un material en el que Ud. puede confiar. El material utilizado por Hoverline es un plástico con base de poliéster. El poliéster se ha empleado desde los años 50 como material de construcción en diversos productos como pequeñas embarcaciones, automoción, turbinas, etc.

Este material ha sido elegido por sus excelentes propiedades en materia de durabilidad, protección medioambiental y seguridad para los trabajadores. No contiene estireno y está reforzado con fibras de vidrio para hacer nuevos tubos fuertes y con poco desgaste. Este material también es muy resistente a la acción de disolventes y ácidos, y tiene grandes propiedades anticorrosivas. Este mismo polímero es utilizado en plataformas petrolíferas para protegerlas precisamente contra la corrosión y el desgaste.

Diferentes pruebas por prestigiosos organismos nos dicen que las reparaciones con el sistema Hoverline, puede ofrecer una vida útil de al menos 50 años. Además, todos nuestros técnicos asisten a cursos extensos de formación, para asegurar la máxima calidad de los trabajos.

serrato2

IMPERMEABILIZACIONES Y PINTURAS SERRATO S.L.

Leave a Reply